Colecciones

Poda de olivo

Poda de olivo

Herramientas de poda

Para realizar la poda del olivo necesitamos algunas herramientas fundamentales. Hay muchas herramientas disponibles en el mercado y cada una se adapta al tipo de árbol que estamos a punto de podar y al tamaño de la obra que estamos a punto de abordar. Para una o unas pocas plantas de tamaño modesto, la mejor opción son las herramientas manuales. Con unos euros puedes comprar tijeras de podar de buena calidad, con ellas es posible realizar la mayor parte de la poda del olivo. Para plantas altas de difícil acceso sin la ayuda de escaleras, se puede utilizar tijeras telescópicas, estas últimas están equipadas con una varilla extensible que nos permite llegar incluso a las ramas ubicadas más arriba sin tener que recurrir a escaleras temblorosas o subidas peligrosas. Si tenemos un huerto, dada la gran cantidad de árboles, es mejor recurrir a herramientas motorizadas. Hay tijeras de podar eléctricas en el mercado, están equipadas con una batería que le da una autonomía que va de siete a diez horas. Para ramas gruesas que no se pueden cortar con tijeras, se requiere una sierra manual o una motosierra de gasolina.


Finalidad y tipos de poda

La poda tiene como objetivo hacer crecer nuevas ramas jóvenes, dejar entrar la mayor cantidad de luz posible, eliminar las ramas viejas que están secas o dañadas y permitir que la planta produzca frutos sin alternar años. La poda se realiza generalmente anualmente en los meses de marzo a mayo. En esta fase se eliminan las ramas viejas que ya no fructifican, que se distinguen fácilmente de las nuevas por una corteza gris y más dura, para dar cabida a nuevos brotes, dejando sin embargo algunas ramas viejas para permitir la fotosíntesis. Existen principalmente tres tipos de poda, poda ligera, poda media y poda intensa. La poda ligera se suele realizar antes de que el olivo comience a dar fruto en los primeros años de cultivo y tiene como finalidad principal dar forma a la planta. La poda media es la que se realiza anualmente desde que la planta empezó a producir aceitunas, se realiza un real adelgazamiento de la copa, permitiendo que la planta desprenda nuevas ramas fructíferas. La poda intensiva es un evento más raro que se realiza para revitalizar la planta después de muchos años de reproducción.

  • Cómo podar olivos

    El mejor período para la poda de olivos se debe considerar hacia el final del período invernal, ya que al ser plantas muy sensibles al frío y las duras condiciones climáticas, estarían ...
  • Poda de arbustos en flor

    Para obtener frondosos arbustos y abundantes floraciones cada año, es fundamental asegurarse de que nuestras plantas se cultiven de la mejor manera, recibiendo un riego y fertilización adecuados. PAGS ...
  • Poda los setos

    Los setos son cenefas compactas, formadas por plantas colocadas muy cerca unas de otras, de modo que las ramas y el follaje se interpenetran, de modo que aparezcan varias plantas como una sola entidad, que ...
  • Cómo podar hortensias

    Las hortensias son plantas de origen asiático, muy rústicas y fáciles de cultivar, con hojas caducas. Estas plantas producen flores en las nuevas ramas, por lo que se realiza una poda para estimular el desarrollo ...

Antes de continuar

Antes de realizar la poda, se debe enfatizar la importancia de esterilizar los instrumentos. Cada herramienta que utilizamos debe estar bien limpia y desinfectada para evitar que la planta sea atacada por gérmenes y por tanto muera. El corte también es importante, cada extracción de una rama debe tener un corte hacia abajo tanto como sea posible. La poda debe realizarse de arriba hacia abajo, y se debe respetar la relación entre el volumen de la copa y el de las raíces, es decir, la luz debe llegar también a las hojas inferiores pero sin reducir la copa en términos de volumen respecto a normal, salvo intervenciones drásticas que se llevan a cabo en casos especiales. Por tanto, es necesario evitar el despojo completo de la planta con intervenciones demasiado intensivas, especialmente en la fase de fructificación.


Poda del olivo: Periodo y consejos

La poda del olivo se realiza en los meses de marzo a mayo. Una vez que nos hemos equipado con nuestras herramientas, procedemos a la poda del olivo. Lo primero que vamos a quitar son los chupones: estas ramas, aunque sean muy estrictas y verdes, son completamente infructuosas y se pueden quitar con seguridad. Se reconocen fácilmente porque surgen por debajo del punto de injerto. Los chupones, en cambio, son los nuevos brotes de las ramas, pueden ser fructíferos o infructuosos. Son fácilmente reconocibles ya que se desarrollan verticalmente con respecto a las otras ramas. Se realizan intervenciones posteriores con el fin de evitar una dicotomía de las ramas, es decir, se cortan las ramas gruesas que tienden a dividir las ramas principales en varias partes. Posteriormente se retirará parte de las ramas que ya no son productivas, es decir, las que ya han producido aceituna el año anterior, solo las nuevas ramas que nacerán en primavera darán aceituna. Obviamente, solo se deben quitar las ramas viejas y secas sin adelgazar demasiado la planta. Dentro de un año más o menos, crecerán nuevas ramas exuberantes.


Vídeo: PODA OLIVO JAÉN ALCAUDETE VÍDEO 19 BIS (Octubre 2021).